Poem Give-Away, Plaza de Armas, Chihuahua City, Chihuahua

¡ATENCIÓN Chihuahuenses!

La cita es en: LA PLAZA DE ARMAS de Chihuahua

a las 17:00 Hrs.


Contacto: Mavi Kelebek

En la ciudad de Chihuahua, Martha Villagrán y Velia Gallegos, con la colaboración de Melisa Gallegos, realizaron una pequeña actividad en la que regalaron poemas de ellas mismas y fragmentos de poesías de poetas reconocidos, como Jaime Sabines, Neruda, Amado Nervo, Buesa, entre muchos otros, además de que se pegaron “post-its” con poemas en los autos que estaban cercanos a la plaza del centro de Chihuahua. La actividad se realizó en la Plaza de Armas, se pegó una manta que decía, te regalo un poema, y a las personas que estaban cerca les entregamos hojitas de poemas.

Algunos de los poemas que se regalaron impresos:

de MARTHA VILLAGRAN:

 

GUITARRA

Suena

el estruendo de cuerdas,

toca guitarra

la triste melodía,

y la voz de un indígena

entona la canción

que busca justicia

donde no existe,

arrodillado

ante la pobreza,

su voz apenas se escucha

su voz a nadie le importa.

 

Toca guitarra

la tonada

de un abuelo tirando

en la calle principal

de una metrópoli,

canta su hambre

y su frio,

cántale a la gente que pasa

y desvía la mirada,

a esa familia que nada le importa

a esos hijos que lo han olvidado.

Toca guitarra

una canción

del niño que vaga por las calles

sin nada en el estomago

ni en los pies

con las manos sangrantes

de trabajar injustamente

con los ojos ignorantes

por no ir a la escuela.

 

Toca guitarra

el acorde perfecto

que acompañe

las lagrimas de una mujer

que ha sido golpeada por la vida

(y tantos hombres)

que lleva a cuestas

la vida de unos niños

que se han quedado sin padre,

y con una madre que trabaja

para sobrevivir.

Toca guitarra

una balada

de el hombre
que corre por el desierto

desfallecido y sin esperanza

ahogado por la sed

que inunda su garganta,

y los pies deshechos de tanto caminar,

aferrado a la idea

de una vida mejor.

Toca guitarra

la copla de esta gente

que llora desesperada,

y dale con tu canción,

un poco de esperanza.

 

 

SOMOS UN PUEBLO 

Y volvemos a ser

mártires de la justicia,

somos la alfombra que pisan,

un manantial de petróleo

que tiene fin

y aun así siguen explotando,

no somos mas

que un montón de esclavos,

llevamos cadenas invisibles

en las manos y piernas,

(Traducidas a recibos por pagar),

Llevamos grilletes en el cuello

ahorcando las ganas de salir adelante.

Somos un pueblo atascado en un pantano

y el gobierno, pisa nuestras cabezas

para no ensuciarse los pies,

para salir ilesos,

para quedar a flote,

y nosotros nos hundimos,

tragamos fango

y respiramos suciedad.

Somos un pueblo

que aprendió a vivir ahogado,

arrastrándose en el lodo

hasta quedar agotado.

Cerrar los ojos

a los robos de camisa blanca,

doblar las manos ante el poder.

Somos un pueblo que a diario escucha

a periodistas prostituyendo su lengua,

tapando baches de información

y engañándonos cuales niños

con una paleta de mentiras

para cerrar nuestras bocas,

permanecemos quietos,

quizás a nadie le importe que pasa,

nos callamos y seguimos

como fieles ovejas al rebaño.

Volvemos a los tiempos de Robín Hood

y el príncipe inepto,

manda al sheriff gordo

a intimidar al pueblo con su enorme panza,

subiendo los impuestos,

(para cumplir sus caros caprichos

y los de su séquito de fanfarrones)

arrebatándonos todo

quitando lo que es nuestro,

amenazando con cárcel,

y el futuro se pinta con lienzos de pobreza,

miseria y hambre es lo único que se ve,

a lo lejos,

un juglar canta su descontento,

su voz apenas se escucha

su guitarra vieja suena casi desesperada,

pero nadie le escucha

su clamor de injusticia

se pierde entre las quejas y

gritos y

desesperanza.

Y el héroe,

el héroe no aparece en este cuento

miles de Robín Hoods,

(Ladrones)

entran en casas y establecimientos

robando por igual a ricos y a pobres,

un poco menos pobres que ellos mismos,

y el botín…

apenas les alcanza para ayudarse.

Nos quedamos viendo desde la ventana

gente muere en nuestras narices,

y solo cerramos las cortinas para no mirar,

somos un pueblo que encontró en la violencia

la forma de vivir y subsistir,

cobarde para gritar su descontento

y con historia de guerras a cuestas

que no nos enseñaron nada,

terminan siendo sólo eso, una historia más…

 

 

LEVANTA MEXICO TUS ALAS

Levanta México tus alas

cual águila que eres

afina tus ojos

y mira sólo hacia adelante,

deshazte de todos esos complejos

de inferioridad

de país del tercer mundo.

Si miras toda tu extensión,

está lleno de gente que trabaja

la naturaleza te bendice

y eres rico México, eres rico,

No andes mendigando limosnas

cuando no las necesitas.

 

 

POESIA.

Voy dibujando flores,

al viento,

mientras camino,

hablando con los ojos,

sonriéndole a la nada,

escribiendo pasajes en mi cabeza,

las dibujo mientras duermo,

cuando cruzo las calles,

o esperando semáforos verdes,

escuchando canciones tristes,

al cantar, cuando mi mente calla,

Las dibujo haciendo las compras

comiendo un helado,

también a veces cuando me enojo,

o lloro,

o rio,

incluso al tirar la basura,

y a veces,

cuando llega la noche,

y respiro,

con pluma y papel en la mano,

se vuelven poesía.

 

 

 

Solo en México- Discriminación

Solo en México

discriminación,

tiene tantos sinónimos,

ser dueño autentico

de estas tierras

es razón de risa,

expulsados de sus campos.

Nos burlamos de la piel morena

que fundó este país,

de las raíces que dieron el fruto

a lo que ahora somos,

despreciamos la sangre

que corre en nuestras venas

y lo mas “out” en moda

son las faldas multicolores,

y olvídate de usar

marca “made in la sierra”

ser indio es un insulto,

desterrado, marginal,

indigno de un empelo

 

Llevamos

arrastrando dolores

dolores que se quedan para siempre,

siempre vamos cargamos muertes,

muertes, uno tras otro

otro más, cae sobre nuestras espaldas,

espaldas manchadas de sangre,

sangre extraídas por balas,

balas escritas con irracionalidad,

irracionalidad que se expande como un virus,

virus que va matando a un país,

país que cae en pedazos

pedazos de recuerdos ahora lejanos

lejanos como la tranquilidad perdida,

perdida casi como la esperanza,

esperanza de seguir viviendo,

viviendo en medio de una cuidad del terror,

terror que no arrastra como un rio,

rio que corre de norte a sur, consumiéndonos,

consumiéndonos como fuego a la leña.

 

MARTHA VILLAGRAN

 

poemas de VELIA GALLEGOS

PRIMERA PERSONA

Cambié tu nombre por el mío, me enamoré de la soledad, de la fortaleza sin ti. Disfruto el aroma singular de este cuerpo febril, venero la sonrisa de unos ojos diáfanos, saboreo mi boca anhelante.

Indulgente, abrazo a la mujer herida por tu causa, a la dama que algunas veces hiciste sentir casquivana por absurdos motivos. La cobijo con suavidad, comprendo sus temores, destierro toda culpa.

No le prohíbo lágrimas al atardecer, sólo le prohíbo que el alba ilumine ese mismo llanto.

 

SECRETO

 

En un estío ardiente

me condujo al callejón de las hadas.

Nos miramos de frente,

un hechizo en el entorno flotaba.

 

La luna se ocultó,

discreta, y esperó lo inevitable.

Noche eterna y pasión,

memorias de un secreto inconfesable.

 

JUNIO

 

Salgo en busca de un recuerdo

que en una noche de junio

se escondió entre la ciudad.

Recorro nuestros lugares

impregnados de nostalgia,

vuelve a mí la cruel caricia

de tus labios exquisitos

y un suspiro me trastorna

al sentir las manos frías

del invierno inexorable.

 

Salgo en busca de la noche

y me encuentro al mes de junio

escondido en la ciudad.

 

VELIA GALLEGOS


Did you like this? Share it:

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>